Con el 70% de sus hoteles cerrados, Barcelona pierde casi 2.100 millones de euros de facturación por la pandemia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
hoteles-en-barcelona-crisis-covid-19

Casi un año después del inicio de la pandemia en la región europea, el sector hotelero de Barcelona continua igual de afectado que en los primeros meses de incertidumbre y paranoia. Ya son casi 15 meses sin actividad ni ingresos, pero con gastos fijos.

Según ha explicado hoy su presidente, Jordi Mestre, el Gremio de Hoteles de Barcelona ya da por perdidos los cinco primeros meses de este 2021. A ello se suma “una Semana Santa inexistente” en la Ciudad Condal, lo que se traduce en un 70% de los establecimientos cerrados. Como consecuencia, los hoteles de Barcelona han perdido casi 2.100 millones de euros de facturación por la pandemia y el 90% de los trabajadores sigue en Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), debido a la fuerte incidencia de la crisis del COVID-19 en el sector turístico.

Desafortunadamente, las duras restricciones impuestas para combatir la pandemia “han anulado la actividad” al destacar al turismo como la actividad económica más afectada debido a las dificultades de conexiones aéreas. Dicho escenario ha provocado una traducción en la actualidad del 70% de los hoteles de la ciudad cerrados.

Con el 70% de sus hoteles cerrados, Barcelona pierde casi 2.100 millones de euros de facturación por la pandemia
Con el 70% de sus hoteles cerrados, Barcelona pierde casi 2.100 millones de euros de facturación por la pandemia

Ante ello, el presidente de los hoteleros barceloneses ha destacado que su sector, junto con las agencias de viajes y el ocio nocturno es, por lejos, el más afectado por la crisis del coronavirus. La diferencia explícita con bares y restaurantes locales es que, precisamente,, sus establecimientos viven en un alto porcentaje de los clientes extranjeros y que, si estos no vienen, verán cada vez más difícil la posibilidad de remontarse.

Hoy en día, son solo 131 los establecimientos abiertos, aunque en su mayoría se presentan con una “bajísima ocupación” y una caída de precios de entre el 50 y el 60% para intentar revertir la demanda. Según cifras, actualmente se tiene registro de unas 2.100 personas alojándose cada día en los hoteles barceloneses cuando, normalmente, en estas fechas rondarían las 60.000 personas.

En relación a lo anterior, Mestre ha destacado que el sector hotelero depende hoy en día de tres factores clave para lograr la recuperación en los próximos meses. Estos son el avance en la campaña de vacunación, que se transmita que Barcelona es un destino seguro a nivel sanitario y que se reanude la actividad de las ferias y congresos, motivando en parte así al turismo de negocios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LOS MEJORES CONTENIDOS DIRECTO A TU EMAIL

Suscríbete gratis a nuestros mejores contenidos sobre noticias, entrevistas, opiniones y más.